UNRWA: preocupación extrema por la alarmante intensificación de la violencia armada en Israel y el territorio palestino ocupado

Comunicado UNRWA: Estamos sumamente alarmados por la rápida escalada de los acontecimientos en Israel y el territorio Palestino ocupado. Hacemos un llamamiento urgente a todas las partes a respetar sus obligaciones jurídicas en virtud del derecho internacional humanitario

Según se informa, el número de víctimas civiles en ambos bandos ya asciende a centenares y aumenta rápidamente. La violencia nunca es la respuesta y los civiles nunca han de ser blanco de ataque. Hacemos un llamamiento a todas las partes para que pongan fin a los combates de inmediato y protejan a los civiles en todas partes y en todo momento. No hacerlo sólo conducirá a más derramamiento de sangre.

La situación de bloqueo ilegal sobre la franja de Gaza y la ocupación militar de Palestina, sumada a las continuas rondas de violencia han llevado a la población a una situación humanitaria límite. “Impera de forma urgente y alarmante la necesidad de una solución política justa y definitiva”, afirma Raquel Martí, directora ejecutiva de UNRWA España.

Todas las partes deben respetar sus obligaciones en virtud del derecho internacional humanitario. Los civiles y los bienes de carácter civil deben ser respetados y protegidos y las personas que necesiten ayuda han de poder recibirla. Este aspecto habría de ser incuestionable.

«En nuestro papel de personal humanitario, trabajamos y trabajaremos junto a las personas refugiadas de Palestina para asegurar su protección, alimentos, salud. La violencia debe parar.», afirma Martí.

Ataque a una escuela de la UNRWA

Una de las escuelas de la Agencia de Naciones Unidas para la población refugiada de Palestina que está albergando a familias desplazadas de la franja de Gaza ha sido alcanzada por un misil. La escuela, que albergaba a más de 225 personas, ha sufrido graves daños. En el suceso no ha habido víctimas.

Mientras tanto, el número de personas obligadas a huir de sus hogares en busca de seguridad ha aumentado significativamente de la noche a la mañana. Casi 74.000 personas desplazadas se encuentran ahora en 64 refugios de UNRWA, y es probable que las cifras aumenten a medida que continúan los intensos bombardeos y ataques aéreos, incluso en zonas civiles.

Los equipos de UNRWA están proporcionando a las familias refugio y agua potable. Se están preparando suministros para entregar a las familias, incluidos alimentos, kits de higiene y artículos de limpieza.

Los civiles deben estar protegidos en todo momento. UNRWA apoya los llamamientos para alcanzar un alto el fuego inmediato y un cese de la violencia en todas partes.

Las escuelas y otras infraestructuras civiles, incluidas las que albergan a familias desplazadas, nunca deben ser atacadas.

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN DE LA COORDINADORA

Suscripción al boletín

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN
DE LA COORDINADORA

Suscripción al boletín
chevron-down