Label

#MeQuitoelSombrero
por la cooperación andaluza

Históricamente, el gesto de descubrirse la cabeza levantando el sombrero ha respondido a una demostración de respeto y de reconocimiento. Aunque los sombreros y el gesto en sí han caído en desuso, la universal expresión que proviene del francés “ Chapeau” - ¡chapó! para los amigos- se mantiene en nuestro imaginario colectivo.
Incluso ha sido protagonista de interesantes momentos como ese día en el Madrid de los años 20, en el que Margarita Manso, Maruja Mallo, Salvador Dalí y Federico García Lorca pasearon por la Puerta del Sol quitándose el sombrero. Una actitud transgresora que pretendía romper la norma y que fue el origen de la denominación “Las Sinsombrero”.
En este otro momento histórico que ahora vivimos, que ha puesto del revés nuestras vidas, hacemos nuestra la expresión “quitarse el sombrero” y la empleamos para reivindicar los valores que impulsa y reconocer el trabajo que realiza la cooperación internacional para el desarrollo andaluza.

porque...


● Sabemos que te importa lo que pasa a tu alrededor, que eres consciente de que este mundo, con solidaridad y cooperación, es mucho mejor.

● Sabemos que te importa que todas las personas tengamos educación y sanidad de calidad, el cuidado del planeta y de la vida, la igualdad de género, que nuestros pueblos y ciudades sean espacios amables y de acogida,...

● Sumamos más de 50 años de experiencia, de aprendizaje mutuo y acompañamiento a la población de los países del Sur en la lucha contra la desigualdad social.

● Las organizaciones de desarrollo promovemos el pensamiento crítico. Identificamos las injusticias y desigualdades. Buscamos una transformación social en clave de derechos. Impulsamos la participación social.

● Las organizaciones de desarrollo somos transparentes: nuestras cuentas son auditadas por firmas externas; nuestros planes de trabajo y memorias de actividades son públicas.

La cooperación andaluza consigue mejorar la vida de millones de personas en todo el mundo, en especial la de las que se encuentran en situación de vulnerabilidad.

Nos sentimos orgullosas y nos gustaría que tú también lo estuvieras. Te invitamos a “quitarte el sombrero” por nuestra cooperación. Y también puedes hacerte una foto o un vídeo haciendo el gesto de descubrirte la cabeza (nuestra idea de “sombrero” es amplia, ¡deja volar tu imaginación!) y compartirla en redes sociales con la etiqueta #MeQuitoelSombrero.

Cooperación para el desarrollo

La cooperación andaluza trabaja principalmente en educación, salud, buen gobierno, apoyo a luchas y reivindicaciones de entidades de la sociedad civil, agua y saneamiento, seguridad y sobe­ranía alimentarias. En los últimos tres años, hemos colaborado con cientos de comunidades locales para mejorar las condiciones de vida de más de 20 millones de personas en 65 países de África, América Latina y Asia.

Trabajamos por la igualdad de género allí donde estamos, impulsando la participación de las mujeres en los procesos de desarrollo.

Acción Humanitaria

La acción humanitaria da respuesta a situaciones de emergencia humanitaria derivadas de conflictos bélicos, graves violaciones de derechos humanos, cambios climáticos extremos, catástrofes naturales... La crisis sanitaria actual y sus graves consecuencias humanitarias van a estar presentes durante bastante tiempo en nuestras vidas y van a condicionar todo el quehacer humanitario en los próximos años.

En los últimos 3 años, las ONGD de la CAONGD hemos desarrollado decenas de actuaciones en zonas de Oriente Medio, África y América del Sur centradas en la ayuda de emergencia, la ayuda a la reconstrucción y la prevención ante desastres naturales recurrentes.

Educación para el desarrollo

La Educación para el Desarrollo busca una ciudadanía con conciencia crítica, solidaria y comprometida con la defensa de los DDHH y valores de igualdad, justicia social y ecológica. La Educación para el Desarrollo lucha contra el racismo y la discriminación. Es esencial para frenar los discursos de odio pues genera empatía y conciencia social. Además, impulsa una mirada ecofeminista que pone en el centro la vida digna.

Más del 90% de las organizaciones andaluzas realizan acciones educativas en colegios, IES, universidades, asociaciones, calles, plazas y otros espacios de nuestra comunidad. Solo en el último año, hemos desarrollado en torno a 340 proyectos en toda Andalucía con la participación de casi 400.000 mil personas de todas las edades.

Voluntariado

La población andaluza es activa y comprometida: más de 10.000 personas voluntarias participan en las ONGD andaluzas. El voluntariado es una pieza clave en las organizaciones: existen programas de acompañamiento y formación para las personas voluntarias, tanto de voluntariado internacional como en Andalucía.

La participación organizada y solidaria de estas personas voluntarias contribuye a impulsar la equidad, la justicia y el cumplimiento efectivo de los derechos humanos en las sociedades. Les mueve un compromiso transformador y se convierten en agentes de cambio.

Galería de proyectos

Si tú también sientes orgullo por los resultados de la cooperación andaluza, te invitamos a mostrarlo quitándote el sombrero.

Puedes compartir en tus redes sociales y otros espacios los materiales de la campaña. Y también puedes hacerte una foto o un vídeo haciendo el gesto de descubrirte la cabeza (nuestra idea de “sombrero” es amplia, ¡deja volar tu imaginación!) y compartirla en redes sociales con la etiqueta #MeQuitoelSombrero.
logo AACID

Entidad colaboradora

Coordinadora Andaluza de Organizaciones